lunes, 10 de octubre de 2011

FUEGO...





Eres llamarada de fuego,
que emerge en la noche 
de los tiempos...




Como fuego creces
arrasándolo todo a tu paso.


Princesa, eres princesa...
de mirada inquieta,
vivaz...demoledora.


Y deseas vivir...
si, vivir con intensidad,
como si tuvieras vida efímera,
como si tu llama se apagara...

Y eres noche
y eres día, 
y eres aire,
y eres lluvia...

Eres... VIDA...



Este es mi pequeño tributo a una compañera  de trabajo. Desde aquí aprovecho para demostrarle absolutamente mi gratitud, por ser así como es...y simplemente por existir. Un beso, mi princesa Lore.